(81) 8333-0093 contacto@cerya.com.mx
Lunes a Viernes: 9am a 9pm Sabado: 9am - 5pm
José Benitez #2505, Obispado, Monterrey.

La tos ferina es una enfermedad infecto-contagiosa aguda que afecta al aparato respiratorio. Su principal síntoma es tos violenta en accesos o paroxismos que puede dificultar la respiración. El contagio se realiza directamente desde la persona enferma a la sana por el aire, al hablar y toser. Una de las características de esta enfermedad es que con frecuencia se puede escuchar un sonido convulsivo profundo cuando el paciente trata de inspirar. La tos ferina es una de las enfermedades infecciosas más contagiosas, que afectan principalmente a los lactantes menores de seis meses, a adolescentes y adultos, si bien es el primer grupo el más vulnerable.

SINTOMAS PARA LA TOS FERINA

Inicialmente las manifestaciones clínicas de la tos ferina son semejantes a los que aparecen con un resfriado común. Estos síntomas suelen aparecer cuando ha transcurrido una semana desde la exposición a la bacteria. Entre 10 y 12 días más tarde pueden comenzar los episodios más graves de tos. En el caso de los niños, todo termina en la mayoría de los casos en un estertor, un sonido que se produce cuando el paciente trata de tomar aire. Es raro que éste aparezca en menores de 6 meses y en personas adultas. La tos puede provocar que los pacientes tengan vómitos e incluso que los pacientes lleguen a perder el conocimiento. De hecho, es frecuente que los episodios de asfixia y las pausas largas de la enfermedad al respirar aparezcan en los bebés.

TRATAMIENTOS PARA LA TOS FERINA

En los primeros días de la enfermedad los antibióticos pueden reducir los síntomas. Sin embargo, si el diagnóstico se realiza tarde, los antibióticos no serán tan efectivos. En bebés menores de 18 meses la enfermedad puede llegar a ser mortal, por lo que es muy importante que estén constantemente bajo supervisión ya que en algunos casos pueden requerir ser hospitalizados. Si al paciente le cuesta beber líquidos, se le puede administrar estos por vía intravenosa. Los expectorantes, los antitusígenos y los jarabes para la tos no suelen ser eficaces y los especialistas desaconsejan su utilización.

la atención de tu familia es muy importante Contactanos